Perfil

  • Montse Perelló Giner
  • El blog de montsepginer
Wednesday 29 june 3 29 /06 /Jun 14:25

El embargo judicial consiste en la vinculación de determinados bienes, propiedad del deudor de una obligación pecuniaria (debe pagar cierta cantidad de dinero), al cumplimiento de dicha obligación, cuando éste no paga voluntariamente. De este modo, el valor económico obtenido de tales bienes es destinado a satisfacer la deuda.

¿Cuándo y cómo tiene lugar un embargo judicial?

Los embargos judiciales tienen lugar en la ejecución de un proceso judicial (cuando el obligado no cumple de forma voluntaria). En primer lugar, se realiza una búsqueda de bienes de propiedad del deudor. Una vez encontrados, se embargan.

La efectiva sujeción a la obligación se realiza mediante traba, en forma de anotación preventiva en el caso de bienes inmuebles. Pero hay otras formas, como: retención para cuentas corrientes, sueldos o pensiones, depósito para joyas o bienes muebles o administración judicial para bienes productivos.

No se limita el poder de disposición del titular sobre el bien embargado (puede venderlo); pero, gracias a la traba, el bien continuará vinculado al cumplimiento de la obligación.

Requisitos para embargar

Para que un bien pueda ser embargado, es necesario que:

1) Pertenezca propiamente al deudor de la obligación o a un tercero vinculado a dicha obligación.

2) Sea enajenable (se puede transmitir el dominio o derecho).

3) Tenga contenido patrimonial.

4) No sea declarado expresamente inembargable por el Ordenamiento Jurídico.

Bienes inembargables

Son aquéllos considerados inherentes a las necesidades básicas de la persona y a la capacidad para procurarse su existencia. Atendiendo al art.605 y siguientes de la Ley de Enjuiciamiento Civil: instrumentos necesarios para desarrollar una actividad profesional; bienes necesarios para la subsistencia, como ropa o alimentos; bienes sacros; y aquellos bienes declarados inembargables por los Tratados Internacionales en los que España es parte. Según el art.609 de la Ley de Enjuiciamiento Civil: "el embargo trabado sobre bienes inembargables será nulo de pleno derecho."

Después del embargo

Una vez realizado el embargo, siempre que no se trate de dinero propiamente, se pasa al apremio, que consiste en convertir los bienes embargados en dinero en metálico. La forma más habitual es mediante las subastas judiciales.

Primero se debe fijar el importe del bien, teniendo en cuenta lo expresado en el art.639 de la Ley de Enjuiciamiento Civil: "se hará por su valor de mercado, sin tener en cuenta, en caso de bienes inmuebles, las cargas y gravámenes [...]".

Para asistir a una subasta es necesario constituir un depósito del 20% del valor del bien (para bienes muebles) o del 30% (para bienes inmuebles).

Se trata de aportar diferentes ofertas a la alza y gana el mejor postor. Las subastas de inmuebles son muy habituales. Por último, sólo añadir que el valor económico obtenido en subasta se destina al pago de la deuda.

Decision Making
Por Montse P. Giner - Publicado en: Fiscalidad
Escribir un comentario - Ver los 0 comentarios
Volver a la página principal

Presentación

Crear un Blog

Calendario

July 2014
M T W T F S S
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      
<< < > >>
 
Crear un blog en OverBlog - Contacto - C.G.U - Remuneración por el programa "Gana con tu Blog" - Reportar un abuso